haters_gonna_hate_eagle-142651

Rabia, chiste y vergüenza ajena
Respuesta abierta, del tema de Microquito

Hoy nos hemos enterado de un muy, MUY limitado comentario de un ilustrador llamado Adeene Montalvo, lo de adeene lo deletreo así porque me es más fácil de leer. En su carta abierta, dice que los organizadores de Microquito somos unos vivísimos porque junto al colectivo Ilustradores Ecuatorianos, abrimos un concurso para ilustrar el Premio del Público y no hay plata de por medio. Lo que se ofrece como premio es, y copio el texto:

¡Tu ilustración empapelará la ciudad! Al estar entre las 200 gigantografías y 500.000 postales que estarán por toda la ciudad en agosto de este año, así como en los 35.000 libros Microquito 2, que gracias al programa Quito Lee del Municipio de Quito, se imprimirán y distribuirán gratuitamente durante el mes de diciembre.

El segundo premio es un puesto fijo para ilustrar un cuento en la siguiente edición del Microquito.

Esto, le parece a Adeene algo terrible e indignante.
Y a nosotros nos causa rabia, chiste y vergüenza ajena. (En ese orden.)

En el espíritu de Microquito (y los que nos conocen saben que hablamos full del espíritu del proyecto…),  está siempre presente la colaboración, la realización común, la masificación, la apropiación de los espacios y la diversión como preceptos base. (Entre otros, -como que todo debe ser gratuito y de la mejor calidad).

Creemos en que la gente hace cosas porque quiere y no porque le pagan por hacerlo. También creemos que el trabajo de las personas que hacemos cultura tiene el mismo valor, consideración y respeto como cualquier otro. Cual- quier o-tro, es decir ni menos ni más.

Entonces, para expresar nuestros sentimientos en orden, comenzamos con:

1.-Rabia:
Veras Adeene, entendemos que eres muy bacán y que te buscan por tu trabajo y que tienes todo el derecho de cobrar por tu trabajo porque es tu trabajo, punto. Pero, remóntate al pasado, dibuja una burbujita y recuerda cuando empezaste a dibujar en el colegio y seguramente no te llamaban de todas partes para contratar tus servicios, de hecho, seguramente tenías los cuadernos llenos de dibujitos que no le podías mostrar a nadie más que a tu pelada, hermanitos, papitos o amiguitos.

Pero poco a poco empezaste, a mostrar tus cosas, a hacer una ilustración por aquí, una ilustración por allá, y zaz, te hiciste de clientes y contactos. Full normal.

Pero hay gente a la que no le importa el dinero, le importa mostrar su estilo, la expresión por expresión, e ilustrar más allá del vil metal. Ahí tienes a los grafiteros, que no creo que le timbren a la vieja dueña de la pared para pasarle una factura.

Otro asunto que me da coraje, es que nos compares con marcas comerciales, ¡como si nosotros vendiéramos algo! ¡Es básico tu razonamiento!

Por otro lado si ya que te importa muuucho el money, ponte en este plan paranoico: No podemos prometer que alguien lo llame apenas vea su trabajo en Microquito pero de lo que sí estamos seguros es que estará muy orgulloso de que su obra tenga una difusión que NINGÚN OTRO PROYECTO tiene y de verdad, que gente que no conoce, disfrute su trabajo, coleccione su postal, etc. Y podemos decir esto porque ¡es exactamente por esas razones que empezamos Microquito! Nos cansamos de la hiper escasez de proyectos y clientes bacanes y decidimos hacer algo por nosotros mismos. Y no fue por la plata, no vimos un negal díaocio, vimos la oportunidad de divertirnos. Es más, Ricardo Muñoz, uno de los iniciadores del proyecto, invita una botella de whisky a la persona que haya gastado un solo centavo en productos de Microquito. Favor presentar factura, nota de venta o testigo ocular :)

Por esta forma de ver nuestra profesión, tenemos un proyecto que es visto por más de 250 mil personas al día, y no nos conformamos con un fan page en Facebook donde sólo comentan nuestras señoras madres y amigos cercanos:

Nos gusta saber que fuera de la web hay un mundo por empapelar como hace Microquito en AEROPUERTO, MALL EL JARDÍN, CICLOPASEO, ANETA, CENTRO HISTÓRICO, TODAS LAS ESTACIONES DEL TROLE, ECOVÍA, CORPORACIÓN MARESA, MUSEO DE LA CIUDAD, LAS ULTIMAS NOTICIAS, o EL COMERCIO o una de las QUINIENTAS MIL POSTALES. O le llegó uno de los TREINTAYCINCOMIL LIBROS de excelente calidad que MICROQUITO REGALA, RE GA LA (aplaudiendo en cada sílaba).

Microquito en dos años (en realidad en una sola edición publicada, y una a punto de salir a la que todos están invitadísimos) es reconocido por uno de cada tres quiteños. UNO DE CADA TRES ha escuchado o ha visto algo del proyecto de intervención cultural MÁS GRANDE DEL PAÍS. No es por echarnos flores pero no nos confundas con marcas comerciales.

No vendemos celulares; contamos historias. Corrijo, no contamos historias, LA GENTE cuenta historias.

Además, algo que nos motivó a realizar este concurso (el de la ilustración) es la respuesta de la gente que participa en Microquito con sus cuentos. De los 10 mil DIEZ MIL participantes de este año, muchos de ellos nos mandan emails a quehariastu@microquito.com  para contarnos qué harían si ganaran Microquito y, para que te sorprendas, el noventa y pico por ciento de la gente que nos escribe, cree que el hecho de compartir, de publicar, de ser leído y visto,  otorga un placer mucho mayor que un “puñado de dólares” como diría Clint Eastwood.

Difundir una obra, y difundirla con respeto al autor, con ADMIRACIÓN al autor en un proyecto lindo como Microquito, es una manera de darte a conocer, de llenar paredes con gráficas, con arte, con manifestaciones que van más allá de una promoción, de un dos por uno o de una venta con 50% de descuento. ¿Logras visualizar la diferencia?

2.-Chiste:
Jajajajaja, en realidad no nos cortamos las venas por tu carta, porque cada persona tiene derecho a pensar lo que quiera y la paranoia no es un delito. Esperamos con ansias tu respuesta a esta carta abierta. Y esperamos que venga con una sincera disculpa y explicación razonada de lo que escribiste.
De hecho nos encanta la polémica.

3.-Vergüenza ajena:
Revisa los puntos 1 y 2. Más allá de eso, sin comentarios...

Repetimos, nos da rabia, chiste y vergüenza ajena tu posición limítrofe sobre lo que de tu profesión piensas… NOSOTROS los microquiteños estamos orgulloso de vivir de nuestros talentos y nos alegra en gran medida; pero no andamos por la vida poniendo precio ni lamentaciones a lo que queremos hacer por amor.

Amor al arte.

Att:
Sebastián Trujillo
Ricardo Muñoz
Priscila Beneras
Microquito
www.microquito.com

PD. Como bono y dedicado para los que seguramente les pica el teclado por poner citas fuera de contexto, les hacemos la vida fácil y les señalamos unas de las varias joyitas para su regocijo: "los organizadores de Microquito somos unos vivísimos", "nos causa rabia, chiste y vergüenza ajena", “hay gente a la que no le importa el dinero” y "Veras adeene, entendemos que eres muy bacán".

38 comments:

Publicar un comentario